¿Curación de contenidos?

Buscar · Filtrar · Organizar · Compartir

Hospital

El término ‘curación de contenidos’ surge de una entrada del especialista en marketing digital Rohit Bhargava en el 2009. En inglés, curate significa ‘conservar’ o ‘conservador’, por ejemplo de un museo; de esta concepción de ‘el que tiene cuidado’ por el contenido que publica sobre un tema concreto se toma la palabra textualmente: el curador de contenidos.

Ya en 2011, la Fundéu -que se ha ganado a pulso el prestigio- no recomendaba el uso del calco del inglés:

Responsable de contenidos es la traducción preferida para la expresión inglesa content curator, en lugar del calco curador de contenidos.

(Seguir leyendo el artículo original en Fundéu)

Por lo tanto, a partir de ahora, hablaremos de ‘selección de contenidos’ y de ‘responsable’ o ‘gestor’ de contenidos, que será la persona que actúe de filtro a la hora de decidir qué información es válida o no en su canal de comunicación.

Antes de conocer las herramientas que nos permiten trabajar la gestión de contenidos, es interesante saber de qué manera podemos presentar los contenidos seleccionados. La siguiente lista está basada en el post5 modelos de curación de contenidos‘, publicado en el blog de Miguel Lluva (SEO o no SEO…):

  1. Agregación: en esta modalidad, se reúne la información más significativa sobre un tema en un solo lugar. El post del que se extrae esta información es un ejemplo de este método. 
  2. Destilación: resumimos el contenido para extraer la idea principal; es muy valorado por nuestros lectores, pues con un vistazo se puede extraer mucha información.
  3. Elevación:  o buscar agujas en un pajar. Este método se basa en seleccionar la información más valiosa dentro de una corriente continua de datos, como puede ser Twitter. Como defecto: hay que estar vacunado contra la infoxicación  ; )
  4. Mashup o mezcla: es una manera de hacer relacionada con la cultura de los wikis. Se presenta información desde múltiples puntos de vista, haciendo un mashup de información.
  5. Cronología: se trata de agrupar la información de manera ‘histórica’, a modo de crónica periodística; es una manera de ver de forma rápida cómo ha evolucionado un tema a lo largo del tiempo.

Desde el punto de vista del marketing digital, la selección de contenidos nos permite que el cliente-receptor esté vinculado a nosotros, consiguiendo una fidelidad que va más allá del producto o servicio que le prestemos. Por supuesto, estos conceptos se relacionan directamente con la reputación online

Un ejemplo de cómo conseguir la fidelidad del usuario a través de la selección de contenidos la encontramos en el uso de los nuevos medios que realiza el Congreso ‘Comunica 2.0′, que celebró la 3ª edición en el mes de febrero de 2013. Se trata de un evento que ‘sólo’ dura 2 días al año, pero que se ha establecido como un canal de información fiable y valiosa sobre redes sociales e internet a lo largo de todo el año. De esta manera, cuando los días de #comunica2 se acercan, es mucho más fácil ‘convencer’ a todos los seguidores a través de internet de que se inscriban y asistan al Congreso en el Campus de Gandia.
Puedes seguir a #Comunica2 en Twitter y Facebook.

¿Cuáles son las mejores herramientas para la selección de contenidos?

Dependerá de la información que tengamos que gestionar, pero, a grandes rasgos, aquí van 5 de las herramientas más recomendables:

Scoop.it!

Además de ser una herramienta más que recomendable para la reunir y compartir contenidos, lo hace de una manera atractiva visualmente. Constituye, como muchas otras, una red social en sí misma, en la que podemos seguir a los usuarios, crear nuestro perfil e interactuar con otros.

delicious

Este servicio nos permite gestionar marcadores sociales en la web; lo que antes podíamos hacer en nuestro propio navegador (los ‘marcadores’ o ‘favoritos’) ahora puede ser compartido a la vez que sabemos cuántos usuarios tienen un enlace guardado en dichos marcadores.

Storify

Es uno de los más interesantes y seguramente el mejor para seguir o recordar, a modo de crónica periodística, lo que en la Web se ha dicho sobre un tema concreto. Para conocerlo, lo mejor es un ejemplo: el Col·lectiu Audiovisual Melderomer suele hacer uso de Storify, obteniendo estos resultados > ‘Quan plovia cendra – Memòria col·lectiva dels incendis a Cortes de Pallás i Andilla‘.

Pearltrees

Es otra red colaborativa de marcadores sociales y organización de contenidos, con la peculiaridad de poder representar a modo de mapa las páginas seleccionadas. Como su nombre indica, cada ‘perla’ representa una página web, permitiendo crear un ‘pearltree’, un conjunto de páginas relacionadas por el contenido y la temática, jerárquicamente enlazadas.

paper.li

Con el lema ‘be a publicher’, se ha convertido en una de las más populares y permite que miles de internautas publiquen su ‘periódico’ diariamente con los contenidos que más les han interesado (estén temáticamente relacionados o no).

¿¡Y Twitter?! ¡¿No está Twitter?!“, gritará enfurecida la muchedumbre 2.0… Simplemente, Twitter merece una mención a parte.

TwitterEmpleando una elocuente expresión popular, Twitter es la madre del cordero, también en lo que a la selección y gestión de contenidos.  Si decidimos especializar nuestra cuenta en un tema concreto, se convierte en una de las herramientas más potentes, rápidas e inmediatas para que nuestra selección se distribuya entre nuestros followers (incluso entre los que no lo son). Además, todo buen usuario de Twitter hace uso, más o menos eficaz, de las listas.

¿Qué permiten las listas de Twitter?
Para empezar, crear espacios en los que compartir información de temática similar y crear foros  de conocimiento compartido que, pese a no poder superar los 140 caracteres, funcionan de manera inmejorable; además, crear una lista -pública o privada- y agregar a alguien no nos obliga a seguirle, así que nuestro TL no se saturará con información que no necesitemos constantemente.

No nos quedemos en las listas; muchos olvidan que Twitter dispone de un buscador que genera otra especie de listas con los últimos tuits escritos sobre un tema específico, por ejemplo ‘curación de contenidos‘. La virtud de este método: que tendremos nueva información cada vez que actualicemos la página, casi con toda seguridad.

“Pero… ¿por qué es la madre del cordero?” Fácil. Todo lo mencionado antes se completa con una de las características más especiales, rápidas y aceptadas de Twitter:

De almhoadilla a hashtag

Este símbolo, aparentemente inofensivo, que hasta hace unos 5 años en España sólo utilizábamos de vez en cuando para consultar nuestro saldo en el teléfono móvil o para aumentar un semitono una partitura, se ha convertido en una puerta de acceso a información compartida inacabable. En un tuit, podemos escribir “Sin periodistas no hay periodismo”, pero al incluír un par de almohadillas o cuadradillos, el fascinante mundo del hipertexto nos incluye en una corriente de tuits del mismo tema: “Sin #periodistas no hay #periodismo

No hace falta pensarlo mucho: ‘hazte Twitter, sé feliz’ ; – )

PD: El abogado Álex Tourino nos ofrece ‘Consejos jurídicos para “content curators”‘ vía Fundéu.

Sobre el autor
@sgalberto en Twitter

About these ads

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s